Los forasteros y el mallorquín

Per Juan Vanrell Nadal

En Mallorca he constatado un comportamiento esperanzador. Algunos forastés aman a Mallorca entrañablemente. Defienden con pasión la lengua, cultura e historia balear. Más y mejor que nuestros inefables políticos. Más y mejor que nuestra catalanizada UIB. Más y mejor que doctos mallorquines, que por lógica debieran ser sus auténticos valedores.

María José Fernández Segade llegó a Palma siendo niña. Su padre, que alcanzó el grado de almirante, venía destinado a la Comandancia de Marina. A pesar de la situación familiar de posible cambio, la familia Fernández arraigó en Mallorca. Marisé matrimonió con un oficial de marina y aún sigue aquí convertida en una mallorquina más. Una maravillosa forastera que da ejemplo de mallorquinidad a todos. Muchos mallorquines de pro deberían tener envidia (quizá vergüenza) de lo que hace por Mallorca esta mujer culta, dulce y luchadora. Su último e impagable servicio lo acaba de hacer con la promoción del monumento al Cardenal Despuig, célebre mallorquín del siglo XVIII. Relean el magnífico artículo de Román Piña Homs en este mismo diario del pasado 1 de agosto, dedicado a este evento. El año pasado ya logró revitalizar la figura del gran prócer mallorquín Don Antonio Maura y de su escultor, el valenciano Mariano Benlliure. Sí, una forastera nos va dando un maravilloso ejemplo de mallorquinidad. ¡Gracias Marisé!

Juanjo Valle, andaluz de nacimiento y marino de profesión, es un investigador apasionado de la historia de la dominación musulmana. Ha descubierto la figura prodigiosa de un héroe mallorquín, Yahuya Ben Ganya, considerado el Aníbal sarraceno de aquella época.

Sus hazañas bélicas se estudian en los textos escolares árabes. Aquí, todo el mundo lo desconoce. Valle ha hecho públicos sus hallazgos históricos en un libro maravilloso Al Mayurqy… Voy a narrar un hecho curioso, contado por el propio autor: «Estaba sentado bajo una sombrilla en la playa. Veo que se me acerca un señor desconocido con cara de visible enfado: ¿Es usted ese señor que a veces sale en televisión? Sí, soy yo. ¿Es Vd. el Sr. Valle que ha escrito Al Mayurqy? Sí, soy yo. Me da una rabia inmensa que haya tenido que escribirlo un puto foraster. ¡Le felicito! Me dio un fuerte apretón de manos y se alejó con la misma cara de enfado». Dejo a la inteligencia de los lectores sus propias conclusiones. ¡Enhorabuena y gracias Juanjo!

Elena es otra forastera que cada verano, como las golondrinas en primavera, acude a la cita del mar mallorquín. El otro día en el mercado palmesano una señorita agraciada le ofreció degustación de queso variado con denominación de origen y un opusculito explicativo en catalán. «Yo creía que el catalán es cosa de Cataluña y que aquí lo que se habla es el mallorquín»… Una forastera más que reclama el mallorquín. ¡Gracias, Elena!

Otro hecho aleccionador. El 2 de agosto me convocan a una reunión. Un líder de un grupo de inmigrantes y forastés nos quiere exponer su indignación y su desacuerdo total con los partidos políticos de Baleares en el tema de la lengua.

Consideran que dificultan su auténtica integración social española al imponerles la lengua catalana muy por encima de la castellana. No aceptan tampoco que el mallorquín se llame catalán. «En Baleares, dicen, queremos hablar la lengua de aquí, que habla el pueblo. Queremos también hablar e identificarnos con la lengua española puesto que Mallorca es España».

Es tal su disconformidad con esta incoherencia lingüística, tan palpable en Baleares, que este líder con más de mil seguidores está dispuesto a organizar un partido político auténticamente mallorquinista si la Academia de la Lengua Balear asume el compromiso formal de responsabilizarse de la defensa y conservación de la lengua autóctona de las Baleares, sin marginar nunca el uso normal de la lengua española.

¿Tendrán que ser es forastés los que devuelvan a Baleares el tesoro multisecular de su lengua y cultura?

cites

Pero es el caso que Valencia no quiere ser otra cosa que Valencia. Su lengua, la valenciana, difiere lo bastante de la catalana para poder permitirse gramática y vocabulario propios
Salvador de Madariaga

diccionari

corrector

LINKS

Per un domini punt val
Salvem la Magdalena
junts front a la AVL
Valencia universitaria
El teu nom en valencia
Associacio d´Escritors en Llengua Valenciana (AELLVA)
GAV
Mosseguello

NAVEGA EN
VALENCIA

 

Entrar com
a usuari

Nom d'usuari:
Contrasenya: