Tele Camps y TV3 se casan

Per Baltasar Bueno

La falta que nos hacía que Paco Camps pactara con los catalanes que Canal 9-Tele Camps se viera en Cataluña.

Cara a elecciones y a ganar votos, fantasmeó todo lo que quiso y más con el cierre de los repetidores de TV3, la tele catalana.

El y Rambla han jugado a tomarnos el pelo, porque aunque aireaban que iban a cerrar las emisiones de TV3, por debajo cuerda estaban negociando la” reciprocidad de emisiones”, que TV3 se viera aquí y que Canal 9 se viera allá. Una “reciprocidad” en desventaja, porque la pancada lleva como 25 años imperializándonos con su tele.

Me recuerda esta táctica a la que emplearon los españoles conquistadores intentaban engatusar a los indios de América con espejitos y otras bisuterías, dándole el cambiazo en el trueque.

Lo de los repetidores de la TV3 ha sido un engaño permanente del PP al respetable. Todo lo que hacían eran fanfarronadas, dar gato por liebre, intentar hacer ver lo que no era, pues es bien sabido que la TV3 aquí, desde siempre, ha campado a sus anchas de forma ilegal, sin que los partidos centralistas, PP y PSOE, le pusieran el cascabel al gato.

Ahora mismo, con tanto cuento que le echa el PP al asunto puede comprobar el cinismo que han tenido y tienen en la materia. Usted conecta su televisión digital en casa y le salen hasta cuatro canales de la televisión catalana, de TV3, por la pantalla de su casa, para que en caso de duda tenga siempre donde elegir.

Por el contrario, la tele autonómica valenciana sólo tiene dos canales, TVV y Punt 2, cuál de los dos más malo y más vergonzoso, convertidos en aparatos de agitación y propaganda política al descarado servicio de Camps y Rambla, comisariados ambos por la vieja guardia zaplanista.
Como no les ha dado la gana parar de verdad esta colonización televisiva catalanista y cada día viven más arrodillaos ante el catalanismo, Camps y Rambla se han buscado la martingala del “acuerdo de reciprocidad”, una manera de querer disimular y disfrazar, maquillar, su fracaso como gobernantes del pueblo valenciano, más ahora en que están convirtiendo esta autonomía en una sucursal aldeana de la Generalidad catalana.

Los catalanistas han hecho las campanas al vuelo de inmediato, rebosantes de alegría. Morera, el diputado del Bloc, lo ve lógico porque “los valencianos y los catalanes comparten una lengua y no puede ser que no colaboren en igualdad para tener cada uno unos medios audiovisuales de primera calidad y en nuestra lengua”. Lógicamente ha felicitado a Camps, porque ha hecho, de nuevo, algo que el PSOE nunca se hubiera atrevido a hacer, allanar el camino al catalanismo, ahora a través del gran medio de masas, la televisión.

Camps, incapaz de parar la galopante deuda de Canal 9, de poner la empresa en manos sensatas que sigan evitando el despilfarro del ente, se limita a agachar la cabeza como el avestruz, se esconde, excepto cuando tienen que sacar la cara ante las cámaras, ochenta veces al día, en los politizados informativos, que han situado a los Nodos de Franco en documentales super ligeros, intrascendentes, ingenuos e inocentes, en una tontería, al lado de la enfermiza y desesperante apología del político especialista en fiestorras y grandes eventos.
El paro no lo resolverá, ni la crisis económica, no le llega la materia gris para tanto, pero no se quejarán de que vamos de fiestas, de navegaciones a vela, juegos de cochecitos y competiciones de motos. Los de la Ley de Dependencia y lo de la Nueva Fe, que esperen, que no hay pasta para todo, y la foto es la foto.

cites

Los mallorquines hablan una lengua que es tan antigua como el inglés y más pura que el catalán o el provenzal, sus parientes más cercanos.
Robert Graves

diccionari

corrector

LINKS

Per un domini punt val
junts front a la AVL
El teu nom en valencia
Associacio d´Escritors en Llengua Valenciana (AELLVA)
Mosseguello

NAVEGA EN
VALENCIA

 

Entrar com
a usuari

Nom d'usuari:
Contrasenya: